Si has encontrado un local para comenzar a desarrollar tu actividad empresarial o si ha llegado el momento de renovar tu imagen, con los vinilos para cristales te ofrecemos una alternativa a las obras y los grandes desembolsos en decoración y personalización de un espacio. Además de ser una opción que abre muchas posibilidades a la creatividad, garantiza excelentes resultados. 

¿Qué son los vinilos para cristales?

Un vinilo para cristales es una pegatina que se fija en ellos y que está dotada de una buena adherencia, aunque también puede fijarse a otras superficies que cumplan con unas características determinadas, y que son que sea lisa, dura y que esté limpia. 

Son de diferentes tipos, como los estáticos o los de corte, y se pueden emplear para distintas finalidades, desde una vivienda hasta negocios de cualquier índole, como tiendas, bares y restaurantes, clínicas, estudios y, en general, espacios que estén abiertos de cara al público, ya que contribuyen a generar una imagen determinada y a desarrollar la identidad de la empresa. 

Además de varias finalidades, su contenido también es múltiple y se pueden crear vinilos para cristales personalizados, con letras, imágenes, frases e incluso fotografías, dado que las técnicas de rotulación han avanzado notablemente y, en la actualidad, se consiguen diseños muy variados y de alta calidad. Otra particularidad es que no solo persiguen una finalidad estética, sino que también se pueden utilizar para crear intimidad, puesto que los hay transparentes u opacos.

Vinilos o pegatinas: ¿son exactamente lo mismo?

Puesto que los vinilos para cristales son autoadhesivos, suelen confundirse con las pegatinas. Sin embargo, hay algunas diferencias entre unos y otros. Los vinilos adhesivos para cristales son de un único color y el fondo que usan es la superficie, mientras que las pegatinas pueden tener varios colores y esta misma es el fondo. 

Por otra parte, el vinilo está elaborado en PVC, que es un tipo de plástico, y se clasifica en los de corte y en los de impresión. El primero es una película adhesiva que se suele colocar en los escaparates, camisetas o decoración, entre otros, y que es apto para interior o exterior. Se fabrican con plotter de corte y con la ayuda de programas de edición con vectores. Son de un único color y presentan una elevada durabilidad. 

Los impresos son los que emplean una película adhesiva de color blanco a la que se aplica tinta en su superficie. Posibilita los degradados y el uso de varios colores, así como una personalización más profunda que en los anteriores. 

¿Por qué apostar por los adhesivos para cristales?

Mencionar los diferentes tipos de vinilos para cristales, sus características o sus atractivos no sirve de nada si no te contamos cuáles son los beneficios que puedes obtener al apostar por ellos y no por cualquier de las demás alternativas disponibles. ¡Aquí te los dejamos!

Los vinilos para cristales son muy económicos

A diferencia de otras opciones más elaboradas, los vinilos para cristales ofrecen excelentes resultados, pero no implican un coste elevado. Por lo tanto, si se está invirtiendo en un primer local o en la mejora del mismo, con este recurso se ahorra una cantidad considerable de dinero sin renunciar a la estética. ¡Así podrás utilizar parte de tu presupuesto para otras cuestiones!

Los vinilos para cristales crean la imagen corporativa de una marca

Como ya indicamos, los vinilos publicitarios para cristales permiten personalizarse o jugar con los diseños para acercarse a la que es la imagen de la marca o la que se desea conseguir. Por lo tanto, consiguen que toda la estética del local o espacio vaya acorde con los valores o la imagen que se desea proyectar de cara al público o incluso hacia la propia plantilla. 

Los vinilos para cristales son aptos para promociones

Si en tu negocio apuestas por las promociones temporales y no deseas invertir en pósteres o cartelería muy compleja y con un coste elevado, los vinilos para cristales pueden colocarse y retirarse cuando acaban las campañas, así que resultan muy versátiles y se ahorra tiempo en los cambios de campañas. 

Los vinilos para cristales gozan de una fácil instalación

Imprimir un vinilo adhesivo es un proceso sencillo que puede realizarse en un período breve de tiempo. Pero además de la elaboración de baja complejidad, su colocación también lo es, puesto que basta con aplicarlo cuidadosamente sobre una superficie y realizar el mismo proceso a la inversa cuando se desee retirar. 

Si quieres apostar por las ventajas que te ofrecen los vinilos para cristales, en Aplikados trabajamos diferentes servicios de rotulación integral, que además de estos, incluyen las letras corpóreas, las fachadas y la publicidad exterior, los tótems y un largo etcétera de opciones adaptadas para cada negocio. Consigue vinilos personalizados en Valencia y transforma tu local por un coste muy reducido. Puedes consultar toda la información en nuestra web o consultarnos para más información. 



*He leído y acepto la política de privacidad de APLIKADOS GRAFISMO INTEGRAL, S.L. pero no estoy interesado en recibir publicidad.
He leído y acepto la política de privacidad de APLIKADOS GRAFISMO INTEGRAL, S.L. así como el envío de publicidad.

De conformidad con lo que establece la legislación vigente en materia de Protección de Datos de Carácter Personal, se le informa que los datos personales que nos facilite a través de dicho formulario serán tratados por APLIKADOS GRAFISMO INTEGRAL, S.L., con la finalidad de gestionar su solicitud y enviarle información más detallada. Para más información consultar la política de privacidad